EDOUARD RODITI, EL OLVIDADO

Entre todos los nombres de sefardíes ilustres del S XX hay algunos de ellos que están como condenados al silencio. Tal es el caso de Edouard Roditi, un gran intelectual, autor de no pequeña obra en varios géneros,  que se codeaba con la élite de la cultura internacional de su tiempo  y que cuando falleció, en Cádiz, año de 1992, sólo fue recordado por  su amigo  Juan Goytisolo.

Su padre, Oscar Roditi, aunque nacido en Italia era,  un sefardí de Turquía que luego  emigró a los Estados Unidos, pero Roditi (de Rodas)  nació en París, en la primavera de 1910. Fue educado en Europa, concretamente en Oxford – Charterhouse College y  Balliol College. También estudió en Francia y en Alemania. Escribió poesía surrealista -grupo con el que estuvo relacionadísimo- cuentos ,  poemas,  tradujo  de cinco idiomas;  y fue un notable crítico de arte, especialmente de los vanguardistas , por ejemplo Marc Chagall;  entre sus amistades, Christian Dior, Paul Bowles, Jean Cocteau o el mismo Federico Gª Lorca, a quien conoció en París cuando el de Granada iba a tomar el barco para irse a Nueva York. 

Su obra “Elegías hebraicas”  la entregó a Goytisolo en Marraquech,  con la pretensión de que le ayudara a encontrar editor. No la vio publicada, porque falleció en Algeciras un tiempo después.

Según él mismo contaba, había oído decir a su bisabuela -Rebecca Yachni Belinfante, casada en Istanbul con Nissim D’Israeli Roditi- que la familia descendía de un célebre rabino del S XII en Limoges, Tov Elem, pupilo de Rashi. Su progenie sufrió persecuciones de la Inquisición tanto en Castilla como en Portugal, desparramándose la familia por Amsterdam, Ancona y muchos puntos del Imperio Otomano , como impresores, vendedores de libros, etc. Por parte de madre descendía de una humilde familia de judíos romaniotes que entroncaba con los funcionarios de la antigua Bizancio y al otro lado del Bósforo, su tío abuelo tenía una posada donde una noche se hospedó el Baal Shem Tov camino de Jerusalén.

Todo su legado está en el centro para la Historia del Juadaísmo Leo Baeck Institute, de Nueva York y en la  Charles E. Young Research Library  de la Universidad de California