EL 17 DE TAMUZ Y LAS ANGOSTURAS

 Tras el ayuno menor  del 17 de Tamuz, en memoria de las calamidades históricas de esta fecha, comienza un período de tres semanas de duelo, hasta el ayuno mayor de 9 de Av.


El también llamado “Ayuno del Cuarto Mes” (así lo llamó Zacarías)  es el primer Tsóm -ayuno- de todos los que se realizan a lo largo del ciclo anual.  Su origen es de la tradición rabínica -esto es, no se prescribe en La Torá- y se instituyó para no olvidar las cinco vicisitudes históricas que ocurrieron en esta fecha, Yod Záyn Be´Tamuz.

Estas calamidades, según Jasa´L – la primera era rabínica, compiladora del Talmud- son:

  1.  Ruptura de las Tablas de Ley (Episodio del Becerro de Oro) , que implica la desgracia de la ruptura del Pacto con Adonai.
  2.  Cese del Sacrificio Eterno en el Templo de Jerusalén: dos corderos diarios , mañana -Shajarit- y tarde -Arvit-  eran sacrificados en el templo. Con la brecha de las murallas de Jerusalén incluso los Sacerdotes fueron llamados a filas, y no había ni uno sólo ,entonces, puro para realizar el sacrificio, que se interrumpió. Esto ocurrió por el  siguiente evento:
  3. Rotura de las Murallas de Jerusalén por el general romano Titus el año 70 d.e.c. Durante las próximas tres semanas el acoso de Roma contra Jerusalén será implacable y culminará con la Destrucción del Templo de Jerusalén y la posterior Diáspora de Roma.
  4. La quema de un Sefer Torá por un tal Apostomos -identificado con Antíoco Epifanes o con un solado romano.
  5. La profanación del Templo con la erección de una estatua pagana (que dicen también es acto de Apostomos.

El tipo de ayuno es menor: desde que amanece  hasta que oscurece. Es decir, en la víspera, no se ayuna.

Una vez oscurece en el 17 de Tamuz, es decir, cuando empieza el día 18, comienza un período de duelo que dura tres semanas, llamado por eso Las Tres Semanas, o en hebreo Bein Ha´Metzarím, entre las estrecheces. Ese período va desde el ayuno menor  el 17 de Tamuz  hasta el ayuno mayor de 9 de Av. Muchos judíos muy observantes, en estas tres semanas no escuchan música, no celebran eventos festivos como bodas, no se cortan el pelo ni compran cosas nuevas si no es por fuerza mayor.

La referencia más antigua a esta costumbre simbólica no está la G´mará sino en el Midrásh Eijá Rabá (Lamentaciones) compuesto en los ss. IV -V d.e.c.  Las halajot pertinentes para el duelo  están consignadas por J Karo en el Shulján Aruj (1570) . Por ejemplo: ¿Y si el 17 de Tamuz cae en Shabat?  Se pasa al Día Primero.

A medianoche se reza un tikún jatzot (reparación de medianoche)

Los días de las Angosturas -Bein Ha´Metzarím- presentan todo tipo de acciones destinadas a manifestar duelo:

Los askenazíes no celebran matrimonios. Los sefardíes sólo se abstienen de bodas  a partir de Rosh Jodesh de Av. En este día comienzan “los nueve días”, caracterizados por un paulatino sentido de mayor duelo, hasta que llega el día de 9 de Av.

Hay quien se abstiene de comer carne y beber vino (excepto en Shabat,  donde no está permitido el duelo y mucho menos el ayuno)

No se compra ropa nueva ni se bendice She´ejeyanu. No se hace nada por puro placer.

La lectura de la parashá semanal  presenta estas tres semanas  unas Haftarot (conclusiones) que son siempre lecturas de Jeremías (Lamentaciones) e Isaías, y sus títulos son los nombres que se les da a estos tres Shabatot: Divrei, Shim’ u  y  Jazon.

 

 Tzom Kal! (Que tu ayuno te sea leve)

Para mayor conocimiento del ayuno en sí, r Eliahu Amar