LA VIDA DE RICARDO ABRAHAM BTESH

 Más conocido como el cantante Richard Anthony, cosechó grandes éxitos en los años ´60, cantando en francés.


Resultado de imagen de richard anthonyEl Cairo, diciembre de 1938: el mismo año en el que el Rey Faruk se casa, y ocho meses antes de que Alemania invada Polonia, Ezra Araham Btesh,  comerciante de telas, judío,  cairiota pero natural de Jalab -Alepo- acaba de ser padre. La madre,  Margarite, nacida en Inglaterra, es hija de Samuel Shashoua Bey, cónsul honorario de Irak en Alejandría. LLaman al niño Ricardo Abraham. Viven desahogadamente pero hay algo en el aire de Egipto que les impele a emigrar. Primero, la Argentina, y del río de La Plata, a Brighton, Inglaterra. Ricardo, con nueve años de edad, estudia en el prestigioso y neogótico Brighton College, donde entre latines y rugby canta en la coral escolar. Y donde , por tanto, conoce el arte del canto. También donde tendrá su primera aparición televisiva: con once años fue elegido el mejor alumno del Reino Unidoy, como tal, presentado al mariscal Montgomery.

Luego, en 1951, la familia pasa a París. Acaba el bachillerato, empieza Derecho, y prefiere no acompañar a su familia, que se va a Milán, para quedarse solo en París con su amada Michelle, con la que se casará y tendrá tres hijos. Mantiene a la familia siendo representante de refrigeradores, pero por las noches toca el saxo en los abundantes clubs de jazz de París, sobre todo en el Vieux Colomier, cuyo propietario era el marido de una estrella de la época: Petula Clark.

Fue entonces cuando decide versionear temas del pop británico en lengua francesa. Jacques Poisson, alias Jacques Plait, futuro productor y director artístico de Joe Dassin,  le hace un primer contrato con una discográfica.  Llegó a estar 21 semanas en el número 1 de las listas de ventas en Francia. Y los años siguientes también será uno de los dos solistas masculinos que entonces copan la industria de la música ligera. El otro, su amigo Jonny Halliday.

Mientras se construía una casa en Jamaica, vivía con sus padres a caballo entre Marbella y Londres, como uno de los mayores representantes de la música “ye-ye”.

En 1967 llegará uno de sus mayores éxitos, haciendo una versión pop del Concierto de Aranjuez, del maestro español Joaquín Rodrigo. El músico clásico llegó a contar que Richard Anthony eclipsó su obra hasta el extremo de que él había oído que la canción del cantante francés era tan buena que hasta había inspirado un concierto de música clásica. La verdad es que el mismo Richard fue a Madrid a presentarle la versión al maestro Rodrigo, que estuvo de acuerdo con ella. Fue un éxito rotundo y clamoroso.

Pero en los años ´70 no se supo adaptar a la música disco y estaba cansado de una década frenética de giras y promociones, con lo que empezó a declinar su estrella. Fue entonces cuando se divorció y se fue a vivir con otra mujer que le dio otro hijo. Luego ,con otra mujery sus tres hijos, intenta introducirse en al ambiente musical de Los Angeles, California, pero apenas cosecha éxito.

Al regresar a Francia pasó cuatro días en la cárcel por un delito fiscal.  Se divorció de su tercera mujer a finales de los ´80 y se retiro a la Costa Azul,donde tendrá un accidente que le mantiene postrado durante semanas. Y se enamora de la enfermera, que será su última mujer.

En los años ´90 regresó al mundo de la música con un album recopilatorio que promocionó por televisiones de varios países europeos. Incluso escribió su autobiografía, de varias ediciones, y enun programa de televisión francés comunica haber vencido un cáncer de colon.

Fue condecorado el 23 de noviembre de 2011 por el Ministro de Cultura Frédéric Mitterrand con la Orden de las Artes.

Richard Anthony murió el 19 de abril de 2015 a la edad de 77 años en Pégomas (Alpes Marítimos)  Durante su última estancia en el hospital, había deseado volver a casa para morir cerca de su familia. Su funeral tuvo lugar el 24 de abril de 2015 en Cabris, en la intimidad de la familia, formada por nueve hijos reconocidos (a dos no los reconoció jamás)