JAKO RAZON

Historia de un sefardí que sobrevivió a Auschwitz y Bergen Belsen ayudando a muchos a que también sobrevivieran.


Yaacov Razón nació en Salónica el 2 de febrero de 1921,  poco después  del trauma del incendio de la ciudad , en 1917,  que hizo desaparecer gran parte del legado judío en la judío.  Su padre, Abraham Razon, dirigía una tabacalera y su madre se dedicaba al cuidado de la familia.

 Desde 1935 -cuando en Alemania ya se había levantado el nazismo- Yako entró a formar parte del equipo deportivo de la comunidad judía en Tesalónica, el Makabi, una club que ofrecía varias disciplinas depotivas que practicr: fútbol, baloncesto, balonmano, atletismo, halterofilia, ping pong, ciclismo, ajedrez y boxeo. Yako eligió el boxeo, que desde 1930 era en el club deportivo la disciplina más famosa porque había dado grandes nombres en ese deporte:  Salamo Arouch , Marco Azouz , Dino Uziel y otros El objetivo de Yako era participar en la Macabiada. Además, también era el portero del equipo de fútbol de Tesalónika, el Olimpiakós.

 Pero como sabemos, en 1941 las terrorírifcas botas de los nazis profanaron las calles de Salónica. Y Yako, entonces un joven de 20 años, es de los que decide pasar a la acción, convirtiéndose en miembro de la resistencia. Pero un día le sorprendieron robando unos neumáticos de los coches de los agentes de la SS. Fue detenido, golpeado -un boxeador golpeado sin posibilidad de respuesta es la humillación total- y torturado en un calabazo durante cuatro meses. A la semana de haber sido liberado, fue internado en el gueto de Barón Hirsch para ser deportado al campo de concentración de Auschwitz-Birkenau, el lugar de donde no se volvía vivo.

 Como era mayor de edad y fuerte, servía para el trabajo forzado, así que no fue llevado a las cámaras de gas. Razon tuvo suerte: trabajó en el mejor puesto posible, en las cocinas del campo;  hay testimonios que afirman que se jugaba el tipo para conseguir que muchos judíos pudieran ir alargando la esperanza de sobrevivir a aquella barbarie.

Cuando se enteraron de que era boxeador le enfrentaron a un pugilista polaco al que derrotó con facilidad . A partir de entonces, se encargó de ofrecer el poco ocio que en un campo de concetración podía haber: junto a boxeadores profesionales, como el judío tunecino Victor Pérez, los domingos había combates de boxeo.

 En el campo tenía contacto con un doctor de Tesalónica, el Dr. Cuenca, muy apreciado en el campo. Cuenca le dijo que fuera enviándole a él y no a otros todos los judíos que fueran enfermando.

 Luego, llegaron las marchas de la muerte, donde perdió a su amigo y colega Víctor Pérez. El consiguió sobrevivir hasta la liberación. Pero una vez fue libre descubrió que absolutamente toda su familia había sido asesinada.

 Tras regresar a Grecia, empezó a participar en los comandos secretos para la inmigrción ilegal a Eretz Israel. Fueron detectados por la policía británica y Razon trató de armar una revuelta contra ellos, pero fue reprimida de inmediato. Fueron detenidos y coinfinados en el campo de Decelia en Chipre. Al final consiguió llegar a lo que aún era Palestina. Lo primero que hizo fue participar como soldado en la Guerra de la Independencia. Lo segundo, ser miembro fundador de la Organización de Supervivientes Griegos de la Shoá.

Salamo Arouch , su excolega boxeador en Salónica, que también había sobrevivido al Holocausto , decidió hacer una película que se tituló   Triumph of the Spirit- En 1990, un año después de su estreno,  Razon demandó a los productores de la película y Arouch por 20 millones de dólares porque según él le habían robado su historia. Posteriormente, el caso se resolvió extrajudicialmente con un pago de 30.000 dólares. 

En 2007, habiendo fallecido en julio de 1997,  el estado de Israel le honró nombrándole uno de los encendedores de antorchas en los actos oficiales en recuerdo de las víctimas de la Shoá.  La antorcha fue encendida en su nombre por una persona que salvó su vida gracias a Razon. Muchos años más tarde, el 16 de abril de 2015, fue honrado con la Mención de Rescatadores Judíos en una ceremonia en Yad Vashem pro haber ayudado a otros judíos a sobrevivir en Auschwitz, Buna y Buchenwald.

Alav Ha´Shalóm