SHLOMO IBN VERGA Y LA VARA DE JUDEA

 

 Un intelectual sefardí de la Generación de la Expulsión en cuya obra se presenta un gran número de datos sobre costumbres y folclore judío del  S. XV.


Shlomo ibn Verga, médico y sabio (posiblemente sevillano), era hijo del gran astrónomo sevillano  Juda Ibn Verga; cinco años antes de la Expulsión de Sfarad fue enviado a rescatar a los judíos de Málaga (empresa de la que no consta si triunfó  o no) Y una vez ejecutada la expulsión estuvo preso en Portugal, desde donde  tras la masacre de 1506, partió a Italia, donde tampoco estuvo mucho tiempo, pues se fue a Edirne.  Y allí escribió “La Vara de Judá”

“Vara”  es un término que nos hace pensar  en una rama delgada, en un palo largo y delgado, pero aquí hay que entender esa palabra en una acepción más antigua: como  bastón insignia de autoridad de los ministros de justicia, que luego pasaron a los alcaldes y sus tenientes; ese bastón es insignia de una jurisdicción administrativa , que en este caso hace referencia a la de la región de Judea.

La obra es un informe de las fatigas sufridas por el pueblo judío. La conocemos por la copia que se hizo en Amsterdam en 1744, con dedicatoria a D. Yehuda de Jacob de Prado, y que se puede consultar en el este link.

La obra describe sesenta y cuatro persecuciones, aparte de la historia de muchas polémicas y el etiquetado de las costumbres judías en varios países.

La Tribu de Judá se imprimió por primera vez en Turquía en 1550;  desde entonces ha sido publicado varias veces. Fue traducido cuatro veces al yiddish, la primera en Cracovia en 1591. Fue traducido al español por Meir de Leon en Amsterdam en 1640 y al  latín por Gentius en 1651; al  alemán por M. Weiner en Hannover en 1856.

En el año 5747, o de 1987, Azriel Shohat publicó una edición crítica  del libro con una introducción de Itzjak Ber que pone de relieve a través de su aparato crítico la relevancia histórica de este documento que algunos han querido denostar como poco fiable desde el punto de vista historiográfico.

Los judíos de Jerez de la Frontera le pidieron ayuda cuando tuvieron noticia de ser expulsados de aquella localidad.